A veces se cree que los conceptos informáticos son complejos, sin embargo, entender qué es una página web es bastante sencillo. Se trata de un documento digital al cual se puede acceder desde cualquier tipo de navegador. Lo único que se necesita es que esta tecnología cuente con acceso a Internet.

Una página web es un documento en la red que incluye audio, texto, video y todas sus combinaciones posibles. Es por eso que se afirma que las páginas web son multimediáticas, pues se pueden fusionar los diferentes soportes comunicacionales y lograr excelentes resultados.

A la página web también se la conoce con el nombre de página digital o página electrónica y está adaptada para cumplir con los estándares de la World Wide Web (www).

Un dato a destacar es que no hay que confundir página web con sitio web, pues uno se integra del otro. Es decir, la World Wide Web está compuesta por diversos sitios webs, los cuales están integrados por páginas webs. Por lo que podríamos afirmar que un sitio web está conformado por un grupo de páginas webs.

página web diseño
Una página web está adaptada para cumplir con los estándares de la World Wide Web (www).

Toda página electrónica desarrolla información específica sobre un tema en particular. Al estar conectado a una red mundial, la información navega por Internet, de manera tal que cualquier persona en el planeta puede acceder a dicho contenido si así lo quisiera. Sin embargo, existen espacios que requieren autorización o permisos especiales para ingresar.

Estos documentos digitales pueden ser elaborados por diferentes empresas o instituciones privadas o públicas.

Historia de la página web

La historia de la página web puede situarse en los comienzos de los años ’90, más precisamente en 1992. Durante ese entonces se desarrollaron las primeras webs, si bien su estética y funcionalidad fue muy básica, no cabe duda de que marcó el inicio de un gran desarrollo tecnológico.

Su diseño fue estático y solo podían ser modificadas a través de código html. Se caracterizaron por la imagen, la música, las animaciones y por tener colores llamativos y atractivos. En una primera instancia, se valoró más el diseño que la usabilidad de dicho documento.

En 1997, surge un programa dedicado a la creación de páginas webs llamado Flash. Esta tecnología acrecentó las animaciones, pero provocó lentitud en la carga de las páginas.

El siglo XXI trajo consigo nuevas propuestas, tales como los blogs y las redes sociales. Además, salieron a la luz herramientas cuyo único fin fue mejorar la accesibilidad y beneficiar a los usuarios de la gran red. En la actualidad, WordPress se presenta como el sistema de gestión de contenidos más utilizado en el mundo. Esto ha desembocado en que marcas, empresas, gobiernos e instituciones cuenten hoy con su propio espacio en Internet en los cuales divulgar información y mostrar sus productos y servicios.

Se estima que existen más de mil millones de páginas webs en todo el mundo. Estos documentos electrónicos divulgan datos de todo tipo en diferentes idiomas. Lo cual se traduce en uno de los archivos de información más importantes para la humanidad, ya que guarda contenido de interés en una gran cantidad de servidores. Una cuestión no menor es que se accede a los servidores gracias a un protocolo de comunicación denominado HTTP.

página web multimediática
En Internet existen diferentes páginas webs que brindan todo tipo de información y servicios.

Tipos de páginas webs

Si bien se cree que existen muchos tipos de web, aquí vamos a detallar las más conocidas o las consideradas de referencia.

  • Página web estática: fueron las primeras en ser creadas, sin embargo, aún existen en la red. Es un tipo de documento que no permite cambiar el contenido. Es decir, la información que se muestra es siempre la misma, lo que provoca que el usuario solo pueda entrar y visitar la página, sin poder interactuar.
  • Página web dinámica: se desarrolló con la intención de generar un centro de colaboración, en el cual los usuarios participan en la creación de contenido. Aquí, los más fuertes o conocidos son los blogs, los foros y las tiendas online.
  • Buscadores: se trata de páginas webs en las que los internautas buscan contenido sobre un tema específico.
  • Blogs: son portales que desarrollan temas concretos, pueden ser informativos o, simplemente, entretenimiento. Aquí el usuario que tiene acceso al blog publica artículos de valor y la audiencia ingresa para conocer la información actualizada.
  • Tiendas online: surgieron con la intención de venta. Son documentos electrónicos a través de los cuales se pueden comprar o vender objetos de todo tipo y acceder a servicios. Lo novedoso de esto es que el consumidor final puede encontrarse en cualquier parte y, aun así, acceder a lo que un vendedor ofrece.

Cómo crear una página web

Si se desea crear una página web es importante conocer el objetivo que esta tendrá, pues de eso dependerá el tipo de diseño y, sobre todo, la calidad del producto final. Un espacio en la red supone responder a las necesidades de los potenciales clientes o usuarios de la Web, por lo cual, debe ser tomado con responsabilidad y creatividad.

Si bien producir una página web parece algo sencillo, en la práctica se requiere de mucho conocimiento y paciencia. Para hacerlo en forma satisfactoria es aconsejable tener una visión clara del proyecto que se plasmará en la página, es decir, entender sus objetivos.  Estos pueden ser:

  • Difundir productos y servicios.
  • Captar nuevos clientes.
  • Incrementar la participación en el mercado.
  • Impulsar las ventas.
  • Compartir información diversa.
  • Capacitar profesionales.

Estas, entre tantas otras, pueden ser las intenciones de contar con un proyecto web, pero no se trata solo de contar con este tipo de documento digital, sino más bien de promocionar o posicionar una marca, empresa u organización.

Una página web exitosa es aquella que se encuentra con facilidad en buscadores como Google. Esto se debe a un buen trabajo de posicionamiento.

Existen dos opciones para crear una página web:

  • Hacerla por sí mismo (en casa).
  • Contratar a un desarrollador.
página web tienda
Una tienda online es una página web en la que se vende un producto o servicio.

Cómo diseñar una página Web

Para diseñar una página web se recomienda contar con el servicio y el conocimiento profesional de un especialista. Se trata de una persona con las herramientas perfectas para potenciar una marca a través de un buen diseño web y, sobre todo, con estrategias de comercio electrónico.

Diseñar un documento digital supone una serie de saberes indispensables.

Entre las nociones básicas encontramos:

  • El contenido de la página web
  • Metodología de diseño
  • Los tipos de páginas webs
  • Costos de los servicios de una web
  • Usos de las funciones especiales como, por ejemplo, botón de chat
  • Servicios de registro y hospedaje de dominios
  • Índice de contenido e idioma en el que se transmitirán los mensajes
  • Posicionamiento en buscadores
  • Mantenimiento de páginas webs
  • Nombre del dominio

Contenido de una página web

Si nos referimos al contenido de una página web, este dependerá de la temática que trate. Sin embargo, hay cuestiones básicas que deben considerarse.

Más que nada, se debe tener en cuenta al destinatario. Es decir, cualquier tipo de información que se comparta debe estar destinada a un usuario real, a sus necesidades y, sobre todo, a lo que este espera encontrar en la página web. Con esto queremos decir que, antes de elaborar la estrategia de contenido, se debe conocer en profundidad al receptor.

Básicamente, se trata de los siguientes ejes temáticos:

  • Quiénes somos
  • Qué ofrecemos
  • Valores de la empresa
  • Contacto
  • Bloques de información y servicios
  • Tendencias del rubro
  • Lista de productos
  • Asistencia técnica
  • Respuestas a preguntas frecuentes
  • Boletines informativos

Citar este artículo

Navicelli, V. (1 de abril de 2022). Definición de página web. Historia, tipos de páginas web y cómo crear una. Definicion.com. https://definicion.com/pagina-web/